Arturo Castellanos, el salvadoreño que salvó miles de vidas

2 años
2110 Visitas

Era la época donde la guerra había invadido la paz de todos los países de Europa y del mundo entero, no era cualquier conflicto, se trataba de la Segunda Guerra Mundial y muchas cosas sucedían en lugares donde ningún periodista podía acceder, donde los hombres luchaban y morían en las trincheras, donde se gastaban millones en dinero y sobre todo, una enorme cantidad de vidas humanas. En aquel entonces, más específicamente desde el año 1941 hasta 1945 en la Embajada Salvadoreña en Suiza se encontraba destacado un hombre que murió sin recibir reconocimiento alguno pero cuyo orgullo es el haber contribuido a salvar decenas de miles de vidas que de lo contrario hubiesen tenido un final terrible en los campos de exterminio.

arturo-castellanos


Publicidad de Google


Se trata de Arturo Castellanos, un salvadoreño que después de llevar una carrera como militar, finalmente es destacado como Cónsul General en representación de El Salvador en ciudades europeas como los son Liverpool, Hamburgo y finalmente en Ginebra, Suiza. Esta última ciudad fue donde ocurrieron los hechos con los cuales hoy es considerado como un “Justos entre las Naciones” por el Yad Vashem.

George-Mandello

George Mandel. Imagen: Nodisinfo.com

Un día un hombre llamado George Mandel se acercó al Coronel Arturo Castellanos y le relató el peligro que él corría junto a su familia de ser enviado a un campo de concentración. Castellanos tuvo a bien ayudar a Mandel y gracias a su posición de Cónsul Salvadoreño le pudo entregar documentos con los cuales tanto Mandel y su familia se “convertían” en salvadoreños; un país que para los nazis era completamente desconocido al igual que el aspecto físico de sus habitantes.


Publicidad de Google


antigua-visa-El-Salvador

Documentos otorgados a la familia Mantel la cual paso a llamarse Mantello, así pudieron evitar ser apresados. Foto: Nodisinfo.com.

Para hacerlo más creíble, Arturo Castellanos le proporciono documentos con un nuevo apellido a Mandel quien era un salvadoreño de apellido “Mantello” y le otorgó el puesto de “Primer Secretario”, el cual por cierto, es un puesto ficticio y que no existe en la diplomacia salvadoreña.

Este fue el inicio de todo ya que con la ayuda de Mantello se empezó a dar más papeles salvadoreños para que judíos de países como Rumania, Polonia, Checoslovaquia, Bulgaria y Hungría no fueran capturados y enviados a los temibles campos donde cada día morían miles de personas.

salvadoreños-destacados

En la fotografía se puede observar a Arturo Castellanos a la izquierda y a Mantello a la derecha mientras disfrutan un momento con sus amigos. Foto: Collections.ushmm.org.

Tanto el Coronel Castellanos, Mantello y todas las personas que secretamente colaboraron en el proyecto pudieron emitir durante los años del conflicto, miles de documentos que convertían a sus portadores en ciudadanos salvadoreños, ciudadanos que nunca habían visitado El Salvador pero en ese momento, en ese precio instante de la historia lo importante era salvar sus vidas y sin duda se logró ya que fueron 40 mil personas las que sobrevivieron gracias a Dios primeramente y luego gracias a Castellanos, Mantello y sus colaboradores. Categoría: Historia de El Salvador.

Décadas después, la memoria de estos valientes hombres se respeta y en nuestro caso, Arturo Castellanos fue un salvadoreño que destacó en la historia haciendo el acto más noble que puede hacer una persona, salvar vidas humanas por lo cual es un orgullo nacional.

En el año 2010 el bulevard Venezuela pasó a llamarse bulevar Coronel José Arturo Castellanos como reconocimiento a la labor de este hombre que nació en San Vicente en el año de 1893, se casó con María Schürmann quien era natural de Suiza y con la cual tuvieron tres hijas. Lamentablemente falleció en San Salvador, año de 1977 pero su vida y obra es única en todo el mundo.


Publicidad de Google



Comentarios