Saltar al contenido

Los vientos de octubre

27/11/2009
vientos de octubre
Los vientos de octubre
5 (100%) 1 vote

vientos de octubre

Los vientos de octubre es el nombre con el que se conoce y se llamaba a la época donde se desatan unos vientos bastante fuertes y agradables. En lo personal me encantan ya que al despertar por las mañanas lo que se escucha es a los árboles moverse de un lugar al otro, un clima que suele estar fresco por las mañanas y como bien indica su nombre, estos vientos suelen ocurrir en el mes de octubre.


Anuncios


Aunque también tengo que comentar que con el paso de los años, al estar cambiando mucho el clima o por diversos factores, los vientos de octubre suele retrasarse más de lo normal. Si no me equivoco, cuando era niño, estos vientos se sentían desde los primeros días pero en los últimos años se retrasan más y han habido casos que empiezan en el mes de noviembre.

Anuncios

Dicho sea de paso, ese “fenómeno” dura solo unos pocos días. En tiempos antiguos, o mejor dicho, en décadas pasadas talvés duraba más tiempo y quizá todo el mes, pero actualmente son escasos los días en que se pueden disfrutar estos vientos aquí en El Salvador. No puedo hablar por Guatemala, Nicaragua, Honduras, Costa Rica, Belice o Panamá ya que para esas fechas (el mes de octubre), siempre he acostumbrado pasar en San Salvador.

Pero centrándose en el ambiente que recuerdo sobre estos vientos, años atrás los niños aprovechaban estas semanas para “encumbrar piscuchas“, o dicho en español estándar, los niños elevaban cometas; aprovechando la fuerza del viento para elevar sus “piscuchas“, las cuales eran compradas en la tienda, en el mercado o creadas por ellos mismos.

Por ejemplo, en mi caso hasta aprendí a hacer piscuchas (cometas) con bolsas de plástico o papel de periódicos, varas de bambú o varillas de un arbusto del cual ya no recuerdo su nombre, tijeras, tirro o cinta scotch.

Todo ello sino me equivoco, por una publicación de “Palomitas de Papel” de la Prensa Gráfica donde enseñaban a los niños como fabricar sus propias piscuchas.

Otra cosa que puedo contar sobre esta temporada de vientos es que para esas fechas, cuando uno sale a la calle se le resecan los labios por la gran cantidad de viento y uno puede ver los árboles (Ver artículo: Árboles más viejos de El Salvador) moviéndose fuertemente de un lugar a otro, además caen muchas hojas de los árboles.

Por lo menos el árbol de aguacate y el árbol de mango (Ver artículo: Mangos en El Salvador) que están enfrente de mi casa pierden muchas hojas y flores; flores que de lo contrario, se hubieran convertido en deliciosos frutos.

Esta es una época en donde la temporada de lluvias recién ha terminado, donde los árboles se mueven de un lado a otro, mostrando sus hermosas hojas y su belleza natural. En lo personal los vientos de octubre me gustan mucho y en el momento en que escribo esto los vientos aún no han acabado y seguimos disfrutando de los tan famosos “Vientos de octubre“.


Anuncios